LA PORNOGRAFÍA: OFENSIVA JUDÍA CONTRA GENTILES

Sigmund Shlomo Freud nació un 6 de mayo de 1856, en Moravia, Imperio Austriaco (actualmente República Checa). Fue un médico sionista de origen judío y creador del famoso psicoanálisis. Freud dijo y citamos textualmente: “La moralidad sexual me parece muy despreciable”. Ningún hombre hizo más por destruir a la familia ni hizo más por degradar a la humanidad que Sigmund Shlomo Freud. ¿Fue la revolución sexual un accidente? La verdad a continuación.

Donde sea que lleguen en este planeta los medios (de comunicación) sionistas, existe una “revolución sexual” en marcha. Debería ser llamada deshumanización sexual. En la cultura tradicional occidental el sexo es idealizado e integrado por la familia, los hijos, y un profundo y sagrado amor entre un hombre y una mujer, y el matrimonio como una bella e incluso sagrada institución.

Un ejemplo perfecto es la veneración de la condición femenina, la fidelidad y la pureza que se expresa en incontables obras de arte de la Virgen Maria. La “Madonna” es también venerada en el Corán de los musulmanes, el cual defiende a Maria del Talmud judío, el cual vomita blasfemias sobre Nuestro Señor y la Santísima Virgen.

Actualmente el nombre “Madonna” se ajusta a la calumnia talmúdica. La imagen de una super estrella prostituta y degenerada teniendo orgías y burlándose de la crucifixión. Luego de la campaña de propaganda para posicionar a la “rubia” judía “Madonna” el último fenómeno mediático promocionado es Lady Gaga, y este ídolo de adolescentes es también representado en orgías, masoquismo sádico y otras formas de degeneración junto con la música de moda. Esta es la nueva estrella “caliente” promocionada por los sionistas en medios de comunicación controlados por judíos, incluyendo a Summer Redstone de MTV (propiedad de la familia Rothschild), su nombre real es Rothstein.

Los medios de comunicación del mundo occidental y el globo entero, se convirtieron en un arma de destrucción masiva de los más altos valores humanos. El costo humano ha sido enorme. Cientos de millones de familias fueron destruidas. Los niños crecen ahora normalmente sin padres, con epidemias de origen sexual como la Gonorrea, Sífilis, Linfogranuloma, Clamidiasis y epidemias mediáticas falsas como el VPH o HIV que igualmente dañan debido a las vacunas y quimioterapias de por vida que publicitan los mismos medios de comunicación sionistas y producen los laboratorios judíos.

La “revolución sexual” también impulsa el trafico de personas o Trata de Blanca, donde muchas niñas son secuestradas para la industria pornográfica y otras peores como el snuff. Estamos hablando de millones de vidas, y por los tratamientos médicos mafiosos, cientos de millones de personas sufren ahora esterilidad y nunca conocerán la alegría de los hijos. Mientras la violación de menores, abuso sexual y agresiones han crecido exponencialmente.

Sadismo enfermizo y explicito contra la mujer, masoquismo y muerte, es algo ahora explotado por los medios masivos y Hollywood junto con un aumento de imágenes de violencia, tortura y asesinato, todo frecuentemente asociado al sexo. El padrino de esta “revolución sexual” es Sigmund Shlomo Freud.

Freud fue un supremacista judío radical que mantuvo un intenso odio contra la tradición moral europea y cristiana. Se veía a si mismo como un extranjero no-europeo a la conquista de Europa, tal y como Anibal hizo con Roma.

Esta información puede parecer imposible para muchos de ustedes. Los medios de comunicación controlados por judíos sionistas mantienen estos hechos lejos de la gente. Pero las evidencias están en las propias cartas y libros de Freud. Algunos académicos lo saben, pero al público en general no se le permite conocerlo.

Freud dijo todo esto explicitamente: Cita – “Anibal fue mi héroe favorito en mis últimos días de escuela. Comencé a comprender por primera vez que significaba pertenecer a una raza extranjera”. “La figura del general semita creció más aún para mi estima. A mi joven mente, Anibal y Roma simbolizaban el conflicto entre la tenacidad de la judería y la organización de la iglesia católica”. Freud dio su judío supremacista punto de vista muy claramente en una carta dirigida a una mujer judía quien intentaba concebir un hijo con un “gentil” (no-judío) para sanar la división entre judíos y gentiles, psicológicamente. Sus palabras fueron: “Debo confesar que tu fantasía acerca del nacimiento del Salvador en una unión mixta, no me atrae en absoluto”. “El Señor, en ese periodo anti-judío había nacido de la raza superior judía”. Un año más tarde la misma mujer dio a luz un niño engendrado por un miembro de la “raza superior judía”. Freud respondió: “Yo estoy, como usted sabe, curado de la última pizca de mi predilección por la causa aria, y me gustaría considerar que si el hijo resultó ser un varón, se convertirá en un incondicional sionista”. “Él o ella deben ser morenos en cualquier caso, no más rubios ¡hagamos desaparecer a todos estos fuegos fatuos!”.

Así que, ahora saben que el judío más famoso de la historia moderna europea fue en realidad un racista anti-gentil, judío sionista y supremacista. ¿Por qué los documentales no mencionan este importante hecho sobre la vida de Freud? Por supuesto, Freud fue sólo la salva de apertura en su visión de una “raza” extranjera conquistando Roma. Ahora la dominación judía de los medios de comunicación es asombrosa. Y su perversidad está en plena floración.

Neal Gabler, respetado periodista judío dijo sobre Hollywood: “Los estadounidenses han llegado a definirse a si mismos por la sombra de EE.UU. que fue creada por los inmigrantes judíos de Europa del Este, la cual no es Estados Unidos real. Ellos tienen su propia visión del real EE.UU. Pero en ultima instancia, esta sombra estadounidense, sus imágenes y valores, acabaron por devorar al real EE.UU.”

Hollywood y la mayoría de la industria del entretenimiento y noticieros, son tan judíos como el pescado relleno (comida kosher judía), y el contenido de los informativos es tan repugnante como esta “delicia”.

Algunos siguen sin darse cuenta por completo del control de los medios de comunicación. Así que para ilustrarlos citaremos a publicaciones judías. Por ejemplo, las palabras de Joel Stein en -Los Angeles Time- un periódico que es en sí propiedad de un lobby judío. Stein dice textualmente: “Los judíos dominan totalmente Hollywood”. Stein cita hechos y cifras de la completa adquisición de la industria del entretenimiento por los judíos y continúa: “Llamé a Abe Foxman, presidente de la ADL, y señaló que el 59% de los estadounidenses piensan que los ejecutivos de Hollywood no comparten los valores morales y religiosos de la mayoría de los estadounidenses, y el 43% piensa que la industria del entretenimiento está llevando a cabo una campaña organizada para debilitar la influencia de los valores religiosos del país”.

Los datos salen a la luz gracias al descaro de algunos judíos (chutzpah) como Stein, quienes intentan asustar al público para que no se defienda. En su articulo indica: “Pero no me importa si los estadounidenses piensan que manejamos los informativos, Hollywood, Wall Street o el gobierno. Sólo me importa que los sigamos manejando”.

Así como eruditos judíos registraron fielmente la histórica dominación judía del comercio de esclavos de Europa y África, también tienen documentado su prominente rol en la pornografía. En una respetada y académica revista de intelectuales judíos, “The Jewish Quaterly”, el profesor judío Nathan Abrams en un articulo titulado “Triple Exthnics”, documenta el rol del liderazgo de los judíos que odian a los gentiles en la pornografía: “No hay forma de obviar el hecho de que los judíos seculares jugaron y continúan jugando un desproporcionado papel a través de la industria del cine adulto en EE.UU.”, “La participación judía en la pornografía tiene una larga historia en los EE.UU. así como los judíos ayudaron a transformar una subcultura marginal en lo que ha venido a convertirse en un componente principal de la cultura americana”. “Estos son los auténticos judíos. La actividad judía en la industria del porno se divide en dos grupos aveces superpuestos: pornógrafos y actores. Aunque los judíos representan sólo el 2% de la población estadounidense, han sido prominentes en la pornografía”.

Asimismo, Abrams muestra como, la corrupción y degradación de la moralidad cristiana de los gentiles, es una parte importante de su motivación para intencionalmente infectar a la comunidad gentil (no-judía) con pornografía, citamos: “¿Hay alguna profunda razón, más allá de lo meramente económico, que explique por qué los judíos terminaron envueltos en el porno?”. Al Goldstein, editor de “Screw” dijo: “La única razón por la cual los judíos estamos en la pornografía es porque pensamos que Cristo apesta. El catolicismo apesta. Nosotros no creemos en el autoritarismo. La pornografía se convierte así en un modo de mancillar la cultura cristiana, y a medida que penetra en el mismísimo corazón de la corriente principal de EE.UU. y es sin dudas consumida por los propios ‘yupis’ su carácter subversivo se vuelve más evidente”. “Ampliando las tesis subversivas, la participación judía en la industria del cine X puede ser vista como un proverbial éxito para toda la clase ‘Yupi’ en EE.UU.”. Abrams escribiendo en una revista de judíos para judíos habla de manera casual sobre el odio atávico contra nosotros (no-judíos) por parte de los pornógrafos judíos y su motivación para destruir la cultura dominante en EE.UU. mediante la subversión moral: “La participación judía en la industria del porno, es el resultado de un odio atávico a la autoridad cristiana.” 

 

 

 

Los judíos y su relación con la pornografía

En el rimbombante nuevo negocio de la pornografía en Internet, el operador más grande, el llamado “Bill Gates de la pornografía digital”, es un buen chico judío llamado Seth Warshavsky, que posee club love .com y muchos otros de los más grandes sitios web de pornografía. También es conocido como el “Hugh Hefner Virtual” o “el rey del ciberporno”. Tiene 24 años y ha sido portada del Wall Street Journal. Dirige y es propietario de Internet Entertainment Group, firma que ha creado algunos de los webs X más populares, gestiona el de Penthouse, proporciona sexo en vídeo y en directo a más de 400 sitios repartidos por todo el planeta y factura 3.000 millones de pesetas al año…. 

Seth Warshavsky y Hugh Hefner, los reyes judíos de la pornografía 

Pero Warshavsky no es un caso aislado. Los judíos dominan la producción y distribución de pornografía. Entre los principales pornógrafos con nombres judíos se encuentran Hugh Hefner, Wesley Emerson, Paul Fishbein, Herbert Feinberg (también conocido como Mickey Fine), Lenny Friedlander, Bobby Hollander, Rubin Gottesman, Fred Hirsch y sus hijos Steve y Marjorie, Paul “Norman” Apstein, Steve Orenstein, Theodore Rothstein, Reuben y David Sturman, Ron Sullivan, Sam y Mitch Weston (Spinelli). 

El pornógrafo Seymour Butts atribuye el gran número de judíos involucrados en la pornografía a su deseo de obtener ganancias. “Los judíos se ven atraídos por el dinero. Nosotros somos personas inteligentes que hemos sido perseguidas a través del tiempo. Los débiles de nuestro pueblo fueron eliminados. Los judíos constantes sobrevivieron… desde Egipto hasta Alemania”.

 

Image

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s